screenshot de http://navidad.es/

screenshot de http://navidad.es/

Como “original” es mi segundo nombre me he propuesto no repetir la misma cena de todas las navidades. No quiero lo típico o lo normal porque después de tanto tiempo acaba aburriendo. Quiero algo novedoso, entretenido y, por supuesto, divertido. ¿Y vosotros? Os propongo cuatro restaurantes fuera de lo común y que seguro harán de vuestra cena una reunión inolvidable.

Restaurante Enigmatium

Si imaginas lo que va a pasar encontrarás el caos. Porque la verdad no existe, sólo existe lo que vemos. Y si no te crees lo que ves, jamás resolverás el enigma”. Esta es la frase con la que se presenta en su página web y como observáis en su nombre y presentación se basa en los enigmas. Se caracteriza por el desconocimiento, la intriga y el suspense donde tendrán lugar sucesos inesperados a lo largo de la velada. Enigmatium dejará diversas pistas con las que los asistentes tendrán que ir resolviendo los enigmas de la noche.

Se aconseja que quien o quienes lo organicen sean el menor número de personas para que el espectáculo tenga mayor éxito. Parece que no tiene desperdicio y el menú que ofrecen no tiene mala pinta. Os diría el sitio donde se encuentra pero su localización será el primer enigma que tendréis que resolver para poder cenar.

El Templo del Placer

Lo principal es venir con intención de fiesta y jolgorio porque te puede suceder de todo. Si lo que buscas es una cena original aquí la puedes encontrar: contraseña de acceso -sino te quedas fuera-, recibimiento con foto en su foto-col, cartelito con nombre para cada mesa, juramento de silencio, pócima del placer, rituales, conjuros, congas, juegos, concursos, espectáculos, bromas…

También te pueden organizar fiestas temáticas y muchísimos más servicios que ponen a tu disposición. Si tienes otra idea en mente, se lo puedes proponer porque están abiertos a cualquier posibilidad. El Templo del Placer lo puedes encontrar en la calle Condesa de Venadito. ¿Te conviertes en un templario del placer por una noche?

ElKuru

Si lo que quieres es limar asperezas con el jefe, éste es tu sitio. No pararás de reír, esa sensación que muchas veces se nos olvida y que tanto nos cuesta sacar en nuestros momentos de estrés. Aquí los ataques de risa serán lo normal de la noche y además dicen que es bueno para la salud. ElKuru te presenta una sesión de ristoterapia, única en el mundo de hostelería, y con monólogos a modo de postre para llevarte a casa el mejor sabor de boca.

Este templo de la risa lo puedes descubrir en la estación de Chamartín, así que prepárate para tener agujetas de reírte.

El Peletazo

Aunque no os suene de nada, más de uno seguro que lo conoce. Se trata del antiguo Pêle-Mêle de la calle Juan Bravo que ha cambiado su nombre, pero el Peletazo continúa teniendo el mítico teléfono como símbolo propio. Todas las mesas están conectadas telefónicamente por lo que podrás ponerte en contacto con cualquier mesa ya sea para ligar, gastar bromas o simplemente conocer gente.

Cada mesa tiene una temática distinta, desde la mesa-cárcel hasta la mesa-submarino; camareros disfrazados y mucho espectáculo. Y para que la noche no decaiga después de la cena puedes pasarte por su discoteca con sus bono-copas disponibles.

¿Quién ha dicho que las cenas de Navidad no pueden ser originales y divertidas al mismo tiempo?