Captura de tecnicasespanotic.blogspot.com

Captura de tecnicasespanotic.blogspot.com

Hay miles de masajes, pero para relax y meditación, los masajes orientales son la mejor opción. Además, para aprender a relajarse también hay varias técnicas de relajación que nos ayudarán a controlar esa ira que a veces nos invade.

Los 5 mejores masajes orientales

1º) Masaje Shiatsu: es una técnica japonesa que utiliza la acupresión. Es uno de los masajes terapéuticos más usados, porque ayuda a relajar los músculos y además ayuda a que la energía corporal fluya. También ayuda a mejorar la artritis, el asma, los problemas digestivos…

2º) Masaje Tui Na: utiliza la reflexología, que es una técnica china. En ella se estimula la zona del pie dependiendo del órgano relacionado con esa parte. Se da en los pies o en las manos y ayuda a combatir los dolores menstruales, el estrés, los dolores de cabeza, entumecimiento, calambres…

3º) Cupping o terapia con ventosas: también proviene de China, y se utilizan ventosas o tazas de vidrio para llevarlo a cabo. Muchas famosas son asiduas a esta técnica. Ayuda a relajar los músculos, a quitar el dolor de espalda, tratar la infertilidad y problemas sexuales, las varices… Puede ser un tratamiento doloroso, y hay que ir a sitios especializados.

4º) Masaje Watsu: un masaje en el agua. Aunque fue creado en EEUU, adopta las técnicas del Shiatsu pero combinado con la terapia acuática. Es bueno para personas con sobrepeso y para quien haya tenido algún accidente porque ayuda a la rehabilitación. Relaja los músculos y evita que las articulaciones tengan tanta presión.

5º) Masaje Tailandés: basado en la medicina ayúrveda. El masajista utiliza las manos y los pies para hacer presión, y se utilizan movimientos similares al yoga para estirar los músculos. Es un masaje que ejerce bastante presión, así que puede hacer un poco de daño, ya que en realidad una persona está andando sobre tu espalda.

Consejos a la hora de darse un masaje

A la hora de darnos un masaje debemos tener en cuenta algunos consejos. Si te animas a darte algunos Día Mundial contra el Cáncer de Mama, acuérdate de esto:
– Siempre acude a un profesional.

– Mira si el centro tiene spa, baño turco, jacuzzi…y acude antes para relajarte.

– No comas una hora antes de darte el masaje, y no tomes sustancias que te alteren, como bebidas con cafeína o diurética.

– Si notas que están tocando alguna zona de tu cuerpo que no te gusta dilo sin ningún reparo.

– La presión la eliges tú, aunque algunos masajes se sabe que son un poco dolorosos.

– Disfruta del masaje y relájate.

Y después de la sesión de masaje siempre podemos visitar Madrid y relajarnos por sus calles.